Comprar coche concesionario oficial

5 razones por las que elegir un concesionario oficial para comprar tu coche

tallereslemans taller 0 Comments

Cuando nos disponemos a comprar un coche lo primero que buscamos es seguridad, pero no nos referimos únicamente a un automóvil que te brinde tranquilidad a la hora de conducirlo, sino confianza antes, durante y después de los trámites de compraventa.

La adquisición de un vehículo es la inversión en un bien mueble que representará parte de nuestro patrimonio. Por eso, no basta solo con encontrar un coche que llame nuestra atención y nos haga lucirlo cuando lo manejemos. Esos no son factores suficientes para aventurarse a la compra. Mucho menos hacerlo en sitios que no son formales o a gente que no conocemos. Descubre 5 razones por las que elegir un concesionario oficial para comprar tu coche.

 

Por qué optar por concesionario oficiales

Sea un automóvil kilómetro cero, seminuevo, o nuevo, nada como realizar la operación en en concesiorario oficial. A continuación te mostramos las 5 razones por las que hacerlo.

 

Tramitación

La primera razón es el papeleo, porque si compras un coche a un desconocido, el papeleo correrá por tu cuenta. En cambio, si el negocio es en un concesionario oficial, esas diligencias corresponderán a ellos. Son trámites tediosos de los que podemos desprendernos solo si la compraventa es en un agente autorizado.

 

Precio

La segunda razón es el precio, porque ciertamente hay variedad en precios entre un concesionario y un vendedor particular. En la tienda tendrás que pagar el Impuesto al Valor Agregado (IVA), pero en la segunda el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales. Existe una diferencia económica, pero comprando en el concesionario vas sobre seguro.

 

Garantía

La tercera y muy importante es la garantía y seguridad a futuro. Nadie quiere comprar un coche y que más adelante no le respondan por las condiciones que presente el vehículo. Si compramos el cochea algún desconocido, probablemente no tengamos a quien reclamarle una garantía.

En cambio los concesionarios ofrecen una garantía obligatoria de seis meses y en ocasiones de un año. Cuando la compraventa es con un particular, este último únicamente está obligado a entregar el coche sin problemas..

Al tratar con una empresa con seguridad darán la cara si llegase a presentarse alguna falla.  En un concesionario los coches de segunda mano son revisados antes de ponerlos en venta, de manera que si tienen alguna falla, esta sea corregida antes que llegue a manos de sus nuevos dueños. Cuando los coches son vendidos por un particular, no siempre se lleva a cabo la revisión y casi siempre el nuevo dueño termina pagando por las averías que presentaba el vehículo desde antes que fuera de su propiedad.

 

Evitas fraudes

La cuarta razón es que comprando en un concesionario hay mayor formalidad y nos aleja de las posibilidades de ser víctima de un fraude. Cuando hablamos de fraude nos referimos que en un concesionario el kilometraje del coche no sería modificado como sí puede pasar si la compra la concretamos con un particular.

Esta es una práctica común, principalmente cuando se trata de coches de segunda mano. El cuentakilómetros pudiera ser manipulado para hacer ver que el uso ha sido menor y, por lo tanto ,compraremos un automóvil que tendrá más vida útil.

En los concesionarios recibiremos el libro de revisiones, siempre que el coche sea del propio concesionario. Estas empresas verifican y garantizan el kilometraje que marca el coche.

 

Financiación

La posibilidad de financiación es uno de los ganchos que atrae a los compradores a un concesionario. Esta ventaja es aprovechada por quienes desean comprar un coche, Km 0 o de segunda mano, pero no cuentan con el dinero suficiente para pagarlo.

Los concesionarios ofrecen planes que generalmente se ajustan a tus posibilidades, de manera que tengas tu automóvil y puedas pagarlo poco a poco.

Pero si el negocio lo realizas con un particular y de paso no tienes los recursos económicos suficientes, tendrás que buscar por tu cuenta alternativas para financiar la compra. Dos posibles escenarios son: que el vendedor espere lo que tardes viendo quién o qué entidad bancaria puede financiarte; o que no esté dispuesto a aguardar ese tiempo y decida cerrar el trato con otra persona.

 

Concesionario oficial: un plus por el que optar por ellos

Si bien todas esas razones motivan a  que el cliente prefiera comprar un coche en un concesionario, también hay un plus para comprar en un concesionario oficial.

No tiene que ver con las características del coche que ofrecen, ni el precio o las alternativas de financiación, pero igual es muy valorada por el cliente de cualquier concesionario.

Se trata de la atención que los vendedores tienen con la clientela. Más allá de las comisiones que pueden recibir por la venta, los vendedores se esfuerzan por atender a la gente como se merece, pues buena parte del prestigio de su empresa depende de la imagen y el trato que tengan con el cliente.

Alguien que salga de un concesionario con un coche en óptimas condiciones, que le ofrezcan garantía, que pueda pagarlo según sus posibilidades, que sabe que no será víctima de fraude, pero que además fue bien atendido, solo tendrá excelentes referencias de la compañía entre su círculo de amigos. No dudará en recomendar el concesionario y si alguien de su entorno está próximo a comprar un coche, es muy probable que elija el recomendado.

Pásate por Talleres Lemans y descubre el mejor trato personalizo y la mejor gama de coches Renault y Dacia para que puedas disfrutar de su conducción.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *